UchileFAU.cl
Seminario de Diseño Gráfico — Hamuy — Investigaciones » Blog Archive » El diseño en la industria discográfica chilena como herramienta para ayudar a combatir la piratería.
 

El diseño en la industria discográfica chilena como herramienta para ayudar a combatir la piratería.


Pamela Andrea Zapata Sapiencia y Álvaro Fabian Cabello Muñoz

Abstract

En el presente documento analizamos el papel del diseño gráfico en el mundo de la industria discográfica para determinar si es que su accionar puede ser capaz de aportar a la lucha contra la piratería por tratarse de un mal relativamente nuevo perjudicial y en crecimiento progresivo.

La situación en la que se posiciona el diseñador gráfico en el área discográfica esta área no es la óptima en Chile. Sin embargo se sabe que la imagen es tan importante como la música que contiene un CD, desde que las carátulas de discos comenzaron a ilustrarse lo que ha creado una relación íntima entre imagen y música. Existe un nicho de compradores melómanos, que disfrutan de adquirir los productos originales y de adquirir CDs de colección y edición limitada. Estos productos son difícilmente pirateables. Aprovechando esta oportunidad el diseño gráfico puede contribuir a crear un producto nuevo que va más allá del corriente CD de música, al mismo tiempo que impulsa a más gente a comprar CDs originales lo cual ayuda a la lucha contra la piratería.

 

1. INTRODUCCIÓN.

El diseño es una herramienta eficaz capaz de persuadir, informar y comunicar, su campo de acción es bastante amplio. En esta oportunidad se ha querido abordar el problema de la piratería discográfica en Chile haciendo uso de estas herramientas que el diseño nos entrega.

Para llevar a cabo la investigación se ha estudiado la relación del diseño, con los elementos más relevantes del mercado discográfico, (los sellos y el público consumidor), además de conocer las relaciones que unen al producto del (CD de música) con el diseño.

Mediante el análisis de estos aspectos hemos abordado el problema de la piratería en la industria discográfica nacional, para llegar a determinar cuál es la manera más eficaz en que se puede enfrentar este problema desde el punto de vista del diseño.

La piratería es un mal creciente que afecta a la industria discográfica de todo el mundo, provoca pérdidas millonarias que, año tras año se han incrementado, adueñándose paulatinamente de una porción cada vez más grande del mercado de la música.

Se han realizado una serie de esfuerzos para detener el mal de la piratería pero todos ellos con resultados poco efectivos. Esto queda demostrado por las cifras, que indican que los delitos de violación al derecho de propiedad intelectual y las detenciones por el mismo, han ido en constante aumento desde el año 2000, cuando se estimó que el delito de piratería no existía.

Los más afectados son directamente los sellos musicales además los artistas, quienes anualmente registran pérdidas millonarias.

Es aquí donde cabe preguntarse qué es lo que induce a la gente a consumir discos piratas. ¿Por qué adquirir un producto de baja calidad que afecta tanto a la industria discográfica en general como a nuestros artistas favoritos?

Una de las razones más poderosas que puede llevar a la gente a adquirir un producto pirata es sin lugar a dudas el precio. Ya que un CD pirateado puede llegar a costar menos de un tercio de lo que cuesta un CD original.

Hay otras opiniones al respecto, “Hay un fuerte factor de comodidad y de simple hipocresía de los compradores, ya que el precio de los discos no es tan alto como el público suele decir, teniendo en cuenta la calidad del producto que se entrega”. (Víctor Fuentes gerente de la Feria del Disco).

Es aquí donde surge otra pregunta. Más allá de las razones de lo que es ética y moralmente correcto al momento de elegir entre comprar un CD original en lugar de uno pirateado, ¿existen otras razones que lleven a preferir un material original? ¿Tendrá esto que ver con la imagen y el diseño que el material original ofrece? ¿Será el diseño un elemento relevante a la hora de tomar esta decisión?

Son estas preguntas que nos llevan a indagar un poco más en el problema para así llegar a determinar que tan importante es el diseño en la industria discográfica y además si es que puede existir una relación directa entre calidad del diseño y aumento en las ventas y la preferencia del público consumidor de música por el producto original.

La estrecha relación que existe entre la carátula y el disco en sí se instala recién en los años cincuenta y ha ido creciendo y desarrollándose hasta alcanzar gran esplendor durante el transcurso de los años noventa, cuando todas las compañías discográficas son conscientes de la importancia de las portadas y contratan diseñadores para que la presentación de discos casetes y compact disc resulte atractiva.

No es un detalle menor observar que, las redes encargadas de llevar adelante el negocio de la piratería, se han dedicado a reproducir de la manera más fiel posible las carátulas y el contenido gráfico de los CDs.

Sin embargo la calidad que ha ganado el producto como el CD musical a través de los años está ahora en pugna con los factores de precio y comodidad que entrega la venta digital y la piratería.

Hace ya varios años, aconteció otro hecho muy relevante para el diseño en la industria discográfica que corresponde a la aparición del CD de colección, y/o edición limitada, también conocido como CD-BOX.

Se ha observado que en la elaboración de este tipo de material existe una mayor preocupación por la imagen y del diseño, que en el caso de los CDs corrientes y según algunas opiniones rescatadas, el futuro de la industria discográfica se encontraría en este tipo de material, ya que no es pirateable y tiene un alto valor agregado.

Chile es un país joven en cuanto a la cultura discográfica y producción de discos y los sellos discográficos normalmente no le dan una gran importancia al trabajo del diseño. Es interesante preguntarse ¿Cuánto ha hecho la industria discográfica en Chile por el diseño?, y ¿Cuánto ha hecho el diseño por la industria discográfica?, quizás el hecho de que los esfuerzos contra la piratería no hayan tenido grandes frutos tiene que ver también con esta interrogación.

Se hace entonces necesario determinar si existe una oportunidad para el diseño de impactar de manera positiva en el mercado discográfico. Si es que existe una posibilidad desarrollo y crecimiento, a partir del uso de las herramientas creativas y persuasivas que la disciplina nos entrega, y de esta manera poder contribuir a la lucha contra la piratería.

2. MATERIALES Y MÉTODOS

Para resolver estas inquietudes fue necesario realizar una investigación exploratoria tanto en el sector de los ofertores como en del los consumidores, es así como se diseñaron tres tipos de instrumentos de medición cada uno con características propias que les permitían adecuarse a estos requerimientos.

2.1. ENTREVISTAS A EMPRESARIOS.

Se realizaron entrevistas a: Víctor Fuentes, jefe de medios directos de empresas Feria; Juan Domingo Muñoz, director de Marketing de Warner Music Chile; y Karina Ruiz, gerente general IFPI Chile.

Con los empresarios se utilizó un método de entrevista – conversación, donde se les planteaban preguntas pero a la vez se establecía una conversación abierta y relajada que propiciara la entrega de información por parte de estas fuentes que tal vez no se consideró al principio de la investigación pero que podía ser relevante.

Las preguntas, que a grandes rasgos se hicieron, fueron las siguientes:

Relación de trabajo entre empresas, músicos y diseñadores

¿Cómo afecta la piratería a las empresas?

Esfuerzos anti-piratería realizados hasta ahora

¿Trabajan las empresas con diseñadores gráficos internos?

A su juicio, ¿Por qué la gente compra pirata?

¿Qué cree que pasará con el CD a futuro?

2.2. ENCUESTAS AL POTENCIAL PÚBLICO CONSUMIDOR.

La muestra representativa se compuso de un total de 45 personas entre las que se contaron 23 mujeres y 22 hombres en los siguientes rangos de edades:

-16 a 25 años.

-26 a 35 años.

-36 a 45 años

Habiendo 15 personas dentro de cada rango etáreo tenemos que la muestra estuvo compuesta por un total de 45 personas.

Los rangos etáreos fueron determinados por el público objetivo al que se dirige el producto del CD musical, el cual fue el objeto del análisis.

Las encuestas se realizaron en varios lugares estratégicos de la ciudad entre Santiago centro, Providencia y Estación central, donde circulaba mucha gente, y cerca de puntos de venta de tiendas discográficas para poder contactar a potenciales consumidores de material discográfico.

Encuesta.

Edad. Ocupación. Sexo.

Escala Likert de actitudes:

N

AFIRMACIONES

1

Prefiero el CD de música original al pirata.

2

Si el CD de música está bien presentado estoy dispuesto a pagar más por él.

3

Cuando el CD de música es de colección no me importa el precio.

4

Me importa el arte de un CD de música al momento de decidir si comprarlo o no.

5

Un factor importante para mí que considero al momento de comprar un CD de música o no hacerlo es el precio.

6

Cuando un CD de música incluye folletos, fotos, etc., me motiva a comprarlo.

7

Los CDs de mis artistas favoritos los prefiero comprar originales.

8

No me importa la presentación del CD, sólo me importa que suene.

9

Me importa más la música que la presentación del CD.

10

Compraría CDs originales de bandas que no me gustan tanto si su presentación es atractiva.

11

Estaría más dispuesto a comprar CDs de colección o de edición limitada si su precio fuera más accesible.

12

Si veo un CD visualmente atractivo me dan ganas de escucharlo e incluso de comprarlo aunque no tenga conocimiento del artista.

13

Cuando el CD es bonito el precio pasa a un segundo plano.

2.3. ENTREVISTAS A COMPRADORES HABITUALES DE CDS ORIGINALES DE COLECCIÓN.

Las preguntas a continuación fueron hechas para obtener respuestas directas de personas que se consideran a sí mismas grandes compradores de CDs originales, coleccionistas y amantes de la música. El fin fue determinar qué los lleva a preferir este tipo de productos, cuáles son los peros que ven al actual funcionamiento del mercado musical y qué importancia tiene para ellos el diseño gráfico como consumidores.

Preguntas

¿Podrías hacer una breve descripción de los materiales de colección que posees?

¿En qué ocasión y bajo qué circunstancias adquiriste el material de colección y/o edición limitada que posees?

¿Qué fue lo que realmente te motivo a comprar este material?

¿Qué es lo que más valoras en este tipo de material?

¿Qué crees que es lo que hace realmente especial este tipo de materiales según tu criterio?

¿Crees que realmente se justifica pagar un precio más alto por este tipo de materiales?

¿Consideras que el diseño en el material de colección puede llegar a ser igual de relevante que la música?

¿Crees en que los CDs de colección o de edición limitada deben siempre tener un carácter de exclusividad o es algo que cualquiera debería poder tener?

 

3. RESULTADOS Y DISCUSIÓN

3.1. RELACIONES DEL DISEÑO GRÁFICO CON LA INDUSTRIA DISCOGRÁFICA.

La importancia que ha ganado el diseño en el mundo de la música desde la incursión de Steinweiss es indiscutible, en ámbitos de publicidad e identificación del público con el producto. Esto se puede observar a lo largo de la historia a través de muchos ejemplos como los que se observa en el libro “Grafismo Musical” o “Music Graphics” de ediciones Gustavo Gili donde se pueden encontrar excelentes ejemplos de creatividad y de esfuerzos combinados entre los sellos y los diseñadores, para lograr un material completo y de calidad “Para el fanático de la música, la obra que acompaña a los discos establece el tono para su distribución. El diseño del grafismo musical, sin embargo, no es solamente un arte comercial. Es también el arte superior de resumir el estilo y la actitud de la música (…)”2

La carátula o portada de un disco cumple dos funciones muy importantes. La de proporcionar una imagen que refuerce el concepto del artista y/o de su música propiamente tal, y la de actuar como elemento de publicidad y marketing para el artista.

Es por eso que diseño apropiado de un disco resulta fundamental dado que ayuda a crear y reforzar la imagen que el artista desea proyectar, actuando además como un elemento de recordación que permite asociar imagen y música.

“Se consumen los avisos antes durante y después del consumo de productos. Esto queda demostrado estadísticamente por el hecho de que la actividad perceptiva es constante en el individuo mientras que su actividad consumística es infinita e incomparablemente inferior”. 1

Esta afirmación aplicada al consumo de discos implica que el aumento en la atención de la imagen es fundamental para llevar a la acción de la compra. Un buen rendimiento comunicacional según Moles y Costa está estrechamente ligado a la medida en que el mensaje toca a su receptor coincide con él o despierta sus expectativas, si logra implicarle sicológicamente se hace recordativo y convincente.

Es bien conocido el caso de Alex Steinweiss que comenzó a ilustrar las carátulas de discos, en el año 1939, y logró aumentar las ventas de la Quinta Sinfonía de Beethoven en un 894% gracias a su reedición de la portada.

En los años cincuenta la casa discográfica americana Blue Note fue una de las primeras en desarrollar una imagen propia, una idea llevada al extremo en los años ochenta por la marca británica factory records. Es así que el transcurso de los años todas las compañías discográficas se hacen conscientes de la importancia de las portadas y contratan diseñadores para que la presentación de sus discos resulten lo más atractivas posible.

Es así que hoy en día no se concibe un disco sin al menos imágenes en portada, contraportada y carátula. La carátula de un CD es un fuerte e importante elemento de marketing que le otorga al artista una herramienta muy poderosa de expresión y creatividad que le ayuda a darse a conocer a su público. Este hecho es bien sabido por los vendedores piratas que hacen lo posible por reproducir estas imágenes en sus productos.

En el caso de Chile Los sellos discográficos no trabajan con diseñadores propios y sólo se encargan de contratar diseñadores free lance cuando el artista que está a punto de sacar un disco y no cuenta con un diseñador propio. Esto se aplica más que nada para bandas de corta trayectoria, solistas y en general, personas que trabajan más apadrinadas por el sello en cuestión. Esto al contrario de lo que sucede en otros países como Estados Unidos o Inglaterra denota una falta de preocupación en Chile por el trabajo que el diseño pueda aportar a un material discográfico. Lo mismo sucede con los materiales de colección o edición limitada los cuales se han producido de manera muy escasa en Chile.

No podemos determinar si esta falta de preocupación se debe al hecho de que la industria discográfica sea relativamente joven en nuestro país o quizás a una verdadera falta de preocupación y valoración de un buen trabajo de diseño.

Sin embargo se ha podido observar que artistas de reconocida trayectoria tales como los Jaivas, Quilapayún e Inti Illimani cuentan ya con sus propios diseñadores con quienes mantienen una larga relación. Esto porque bandas de tal importancia son conscientes de que deben cuidar mucho de su presentación y su imagen ante el público.

 

3.2 LOS CAMBIOS EN LA INDUSTRIA DISCOGRÁFICA Y EL ROL DEL DISEÑO.

Los constantes cambios tecnológicos han hecho que la manera de consumir música haya cambiado drásticamente y no solamente en la manera de consumir música, sino también imágenes y mensajes.

“Esta fulgurante diversificación tecnológica tenía que conllevar necesariamente una trasformación profunda en la conceptualización visual, en la visualización entendida como ejercicio multidisciplinar basado sobre todo en la imagen; en una imaginería que la publicidad contribuyó a crear y con la que se ha impregnado incluso aquello que en principio, no era entendido como producto los mismos periódicos, las revistas las paredes de las ciudades la moda todos ellos hoy son objeto de diseño; todos ellos son publicitarios de sí mismos (Como embalajes de los productos de consumo, de los objetos o de los discos)”3.

La necesidad creciente de consumir mensajes ha hecho que la piratería ingrese desde principios del año 2000 generándose como un fuerte agente de cambio dentro de la industria discográfica. Las empresas discográficas han tenido que realizar una serie de esfuerzos para combatirla.

En Chile las acciones más fuertes han sido realizadas por IFPI e incluyen campañas tanto en televisión como en radio y en el medio impreso, además el desarrollo de un CD de capacitación sobre los peligros de la piratería. También existe un folleto educativo dirigido a los padres advirtiendo de los peligros de bajar música ilegal por Internet, un video de dibujos animados dirigido a niños, una guía en ppt de cómo reconocer los CD piratas y diferenciarlos de los originales y un par de spots publicitarios televisivos, ninguno de ellos con la suficiente fuerza, identificación con el público o impacto requeridos para provocar un cambio real en la mentalidad de la gente. Las cifras de la piratería en constante aumento hablan por sí solas. y que por lo demás no han tenido buenos resultados.

Feria del Disco tiene una publicación de revistas mensual dirigida a sus clientes en ella se puede ver un pequeño apartado que toca el tema de la piratería, uno por cada publicación. Pero fuera de esto, no existe una campaña fuerte de parte de la empresa para frenar el accionar de los piratas.

Se puede apreciar por un lado la gravedad del problema de la piratería en Chile, y por otro lado que las campañas realizadas han sido insuficientes y de escaso o nulo impacto.

Según los resultados de las encuestas realizadas se ha podido observar que una gran mayoría de las personas tiene preferencia a adquirir un CD original sobre uno pirata. Esto se contradice con los hechos que demuestran que cada más gente compra más cds pirtas y menos originales. Sin embargo en otra de las preguntas de la encuesta relacionada con el precio del CD musical, muchas personas expresaron que el precio era un factor muy relevante para ellas a la hora de adquirir o no un material discográfico. Esto refuerza la idea de que en la práctica la gente adquiere mayoritariamente un material pirateado por ser mucho más barato. Es así el público le da una mayor relevancia al precio por sobre la calidad. Ver gráfico 1.

Cabe preguntarse aquí si algunas acciones que pudieran llevar a cabo los sellos tales como reducir el precio de estos productos y hacerlos más accesibles a la gente pudieran beneficiar a la industria discográfica al largo plazo.

En este clima desalentador para la discografía en Chile hay que destacar el caso del sello internacional Putumayo, que a diferencia de la mayoría de los otros sellos musicales ha expandido sus ventas en los últimos años. En palabras de Leandro Herbstein, emisario de la compañía: “No nos ha afectado la piratería como al resto. Putumayo es para un nicho de melómanos. Son discos objeto que vienen con libro sobre el artista y el estilo en tres idiomas. Hay un disco de Cuba que viene con receta de mojito, por ejemplo. A diferencia del resto de la industria hemos crecido un 10 y 15% los últimos tres años.”4

Víctor Fuentes encargado de la feria del disco opina que el producto del CD está en transformación, ya que reconoce que muchos artistas han comenzado a incluir una gran variedad de productos acompañando al disco para así otorgarle valor agregado, muchos de estos productos se incluyen en packs “de lujo” o ediciones limitadas lanzadas por los artistas. Cita ejemplos como AC/DC que entre otras cosas incluía uñetas en el pack de productos, Bob Dylan con tickets de conciertos, recortes de prensa y fotos, Los Beatles con un póster gigante, postales, libro de fotos e incluso un guión rayado. A estos podemos agregar los CD-BOX, como ejemplo podemos mencionar el de la banda alemana Sopor Aeternus que incluye artículos como libros de fotos, postales, folletos informativos, e incluso tierra de cementerio; y el CD-coffin de la conocida banda Metallica que incluye un CD extra con demos, poleras, uñetas, un DVD con la realización del álbum,entre otros.

Según Juan Domingo Muñoz, el hecho de que estén apareciendo cada vez más CD pack, CD box y otros productos que dan valor agregado al disco pasa simplemente por hacerlo cada vez menos pirateable.

Con respecto a este punto según las encuestas realizadas se observó una actitud muy favorable en relación a que más personas estarían dispuestas a adquirir materiales de colección o edición limitada si es que estos tuvieran un precio más accesible, lo que demuestra un claro interés de la gente por adquirir este tipo de materiales.

Con respecto a los resultados arrojados por las entrevistas en profundidad los consumidores de CDs de colección manifestaron entre sus motivos de preferencia para adquirir este tipo de material estaban: principalmente la buena presentación, el que tengan y que demuestren una preocupación de la banda por presentar un material de buena calidad y el carácter exclusivo de estos materiales. Todo ello supeditado al gusto especial por un artista o grupo determinado.

Citando una de las entrevistas:

“Hay un trabajo mayor detrás de ese tipo de materiales (CD box, ediciones limitadas) entonces claramente vale la pena pagar un poco más”.

“Creo que las empresas deberían ofrecer para todos por igual la oportunidad de adquirir material limitado.”

 

3.3 LA IMPORTANCIA DEL DISEÑO DE CDS SEGÚN LOS CONSUMIDORES.

Según los resultados de las encuestas la mayoría de las personas está dispuesta a pagar un precio más alto por un material mejor presentado esto se refiere a que el CD tenga una carátula más llamativa, o que se trate específicamente de un material de colección. Partiendo del hecho de que los materiales de colección tienen un precio más elevado por tratarse de materiales más elaborados en cuanto a imagen. Mucha gente encuestada expresó su preocupación por el arte de la presentación del CD al momento de la compra y también expresó interés por la existencia de materiales gráficos adicionales tales como fotos y cancioneros. Además cuando se le pregunto a la gente si lo único que importa en un CD es que suene la gente respondió muy favorablemente en cuanto a que esto no es lo único importante en un CD de música, a pesar de esto la gente no considera que la imagen sea más importante que el contenido del CD. Ver tabla 1

Los encuestados no mostraron interés alguno por comprar material de artistas que no consideraran de su preferencia musical guiándose únicamente por la apariencia. Tampoco estaban interesados en adquirir un producto del cual no tuvieran ninguna información previa acerca del artista.

A partir de estos resultados podemos decir que cuando un comprador de discos va a comprar un CD a una tienda ya tiene más o menos una idea clara de que es lo quiere comprar. Puede detenerse a observar algún otro disco que le haya llamado la atención visualmente ya que eso es lo primero que a uno le llega cuando entra a una tienda de discos, y después puede darse el caso de que decida escucharlo. Se puede decir entonces que un artista se puede dar a conocer no solamente a través de la música sino también a través de la imagen. Una carátula no contiene solamente la imagen del artista sino también todo un concepto que acompañado con la música le dan toda una coherencia a lo que el artista intenta expresar mediante su arte. Lo que reafirma la idea de que la imagen de un CD debe acompañar, al artista como un complemento de su música ayudando a reforzar una imagen en la mente del público consumidor, manteniendo ciertos parámetros en cuanto al arte y al concepto del disco y de la imagen del artista que se quiera proyectar. De esta manera la imagen pasa a ser tan importante como la música pero no más que esta.

Cuando la gente va a comprar un CD a una tienda generalmente lo hace con una idea preconcebida de lo que va a comprar, pero eso no es un impedimento para que llegue a conocer a otros artistas, y quizás llevarse más de un CD en su compra.

Algunas promociones realizadas por feria del disco tales como descuentos por la compra de un segundo y un tercer CD de música, apuntan a cautivar al consumidor en el momento mismo de la compra, quizás de esta manera darla una chance de conocer a más artistas y adquirir más productos.

Por otro lado los resultados de las entrevistas realizadas a los aficionados compradores de material limitado y de edición especial nos muestran que ellos están muy inclinados a comprar productos originales de sus bandas favoritas. Consideran que una cuidada presentación es un factor muy importante y muchas veces determinante para sus compras, valoran el que los artistas se preocupen de entregar esta clase de productos a sus seguidores, conocen la importancia de que todo entre por la vista. Sin embargo no se sienten atraídos a comprar discos visualmente atractivos si no les gusta la música.

Reconocen que el arte y diseño es muchas veces el factor determinante para comprar discos originales, más allá de la música y están dispuestos a pagar precios un poco más elevados para obtener productos de calidad de sus artistas favoritos.

Se reconocen a sí mismos como melómanos, disfrutan de forma fetichista con los productos que compran y crean un lazo de cariño con ellos, además de sentir la sensación de exclusividad que otorga el poseer ediciones limitadas. También se mencionan cosas como el valor histórico y el ayudar a sus bandas favoritas comprando sus discos originales.

En este punto es importante reflexionar que pasaría si es que los materiales de colección y edición limitada tuvieran un precio más accesible, ¿podría esta acción salvar a la industria discográfica de la quiebra? Es importante analizar el caso del sello discográfico Putumayo, el cual ha incrementado sus ventas en los últimos al contrario de lo que sucede con el resto de los sellos esto debido a que poseen un aspecto diferenciador dado por la calidad del diseño en función de la calidad de la música.

En el caso del sello Putumayo es relevante la importancia que se le da al diseñador, esto se ha visto traducido en un incremento en las ventas, lo que los diferencia inmediatamente de la competencia con resultados muy positivos.

 

4. CONCLUSIONES.

El diseño está haciendo mucho por la industria de la música desde los tiempos de Steinweiss aumentando el valor agregado del producto. En la actualidad la gente no concibe al producto del CD musical si no va acompañado de al menos una pieza gráfica. La imagen es parte fundamental de la música.

La presentación, arte, calidad y el empaque. Son aspectos valorados por el público consumidor de música, pero estos aspectos en los hechos no compiten con las facilidades económicas de un producto pirata. El factor precio es el de más peso para que un comprador escoja entre el producto original y el pirata, seguido de cerca por la comodidad.

El Diseño Gráfico, como elemento que da valor agregado a los discos NO ES una herramienta lo suficientemente fuerte para combatir la piratería del CD musical.

Cualquier medida tomada por los sellos discográficos que ayude a potenciar y desarrollar el diseño en el área discográfica va en directo beneficio para la industria. Los CD-Box, ediciones limitadas y de lujo son, un medio capaz hacer cada vez menos pirateable el producto original.

Un potencial desarrollo del diseño se encuentra en estos productos que ha hallado un nicho fiel de consumidores, sin embargo se encuentra muy poco desarrollado en Chile.

Observando el caso del sello Putumayo que tiene un público especial de compradores lo suficientemente grande para mantener a la compañía con ventas exitosas y en crecimiento y en la cual se le da un fuerte énfasis al diseño. La gente que consume estos productos se puede catalogar como consumidores de arte, no sólo de música sino de objetos hermosos y si los precios fueran más accesibles más gente estaría gustosa por adquirirlos.

5. RECONOCIMIENTOS

Víctor Fuentes, jefe de medios directos de empresas Feria

Entrevista, gran cantidad de material impreso.

Juan Domingo Muñoz, director de Marketing de Warner Music Chile

Entrevista.

Karina Ruiz, gerente general IFPI Chile

Entrevista, CD informativo, datos estadísticos.

Javier Loyola, Sociólogo U. de Chile

Asesoría en procedimientos, entrevista.

Mauricio Zapata, Sociólogo U. de Chile

Asesoría en análisis de datos.

Gustavo Sepúlveda, José Martín, Rolando Muñoz

Entrevistas

6. REFERENCIAS.

6.1 Notas al Pie

7. ANEXOS

7.1 Red Semántica obtenida a partir de entrevistas a empresarios.

7.2 Tabla de Actitudes, respuestas a encuestas.

Afirm.

Actitud predominante

Conclusión

1.

actitud favorable

Existe una alta preferencia del público consumidor de música por el producto original.

2.

actitud favorable

La gente está dispuesta a pagar más por cd bien presentado.

3.

actitud favorable

A la gente no le importan pagar más por un cd de colección partiendo del supuesto que este tipo de materiales es más caro.

4.

actitud favorable

El público le da relevancia al arte del cd al momento de la compra.

5.

actitud desfavorable

Un factor de relevancia para el público objetivo es el precio.

6.

actitud muy favorable

La gente está motivada a comprar CDs de música cuando este incluye folletos, fotos, etc.

7.

actitud muy favorable

La gente tiene preferencia por adquirir CDs originales de sus artistas favoritos.

8.

actitud muy favorable

Existe interés por las personas en que un cd esté bien presentado y no solamente suene.

9.

actitud desfavorable

A la gente le importa más la música que la presentación del cd.

10.

actitud desfavorable

La gente no compra cds de artistas que no son de su total agrado guiándose únicamente por la apariencia.

11.

actitud muy favorable

Existe una mayor relevancia de la música por sobre la imagen.

12.

actitud desfavorable

La imagen gráfica por si sola no es un elemento lleve a la acción de la compra de un cd musical.

13.

actitud desfavorable

El precio no pasa a segundo plano cuando un cd es bonito.

7.3 Resultados Generales de las encuestas.

7.4 Resultados por género:

<!–[if !supportFootnotes]–>[1]<!–[endif]–> Extraído del libro “Publicidad y Diseño” . Abraham Moles, Joan Costa

<!–[if !supportFootnotes]–>[2]<!–[endif]–> Fragmento de la Introducción del libro “Grafismo Musical”. Gustavo Gili

<!–[if !supportFootnotes]–>[3]<!–[endif]–> Extraído del libro “Publicidad y Diseño” Abraham Moles, Joan Costa

1. Grafismo Musical (Eugeni Rosell, 1996)

2. Ídem

3. Publicidad y Diseño (Moles y Costa)

4. www.lanacion.cl

6.2 Referencias Bibliográficas

Grafismo Musical (en prensa)

Eugeni Rosell (versión castellana). 1996

Ediciones G. Gili S.A.

Publicidad y Diseño (en prensa)

Abraham Moles y Joan Costa

Ediciones Infinito.

Share

5 Responses to “El diseño en la industria discográfica chilena como herramienta para ayudar a combatir la piratería.”

  1. Pili Altamirano Says:

    El diseño gráfico, es una herramienta poderosísima a la hora de promocionar un producto, es por esta razón que este tema me llamo profundamente la atención junto con ser una persona que disfruta y consume música.

    Creo que es un tema muy interesante, pues como explicaban en Chile principalmente no existe un diseñador asociado a un grupo musical en particular, por lo cual puede ser un muy buen nicho para la actividad de la profesión.
    Por otro lado se destaca el hecho que los piratas intentan reproducir las carátulas y su arte por que se dan cuenta que este es un factor importante para el consumidor, pero como demostraron a través del documento, el precio de la piratería es un factor para su compra por lo cual se da a entender que el diseño no es mas importante que la música.

    A mi parecer el diseño si es igual de importante que la música, pues expresa en otra faceta al artista igual de importante, a la vez que contribuye a entender quizás mejor el concepto del disco “Para el fanático de la música, la obra que acompaña a los discos establece el tono para su distribución. El diseño del grafismo musical, sin embargo, no es solamente un arte comercial. Es también el arte superior de resumir el estilo y la actitud de la música (…)”.

    Es claro que uno compra un disco por su contenido musical, al igual que compra unas papas fritas lays por su contenido en papas, pero el diseño que el envase tiene influye a tal punto que preferimos esas papas (lays) que unas acuenta por ejemplo(no se si esto existe , papas acuenta), lo cual demuestra como a través del diseño catalogamos el contenido.

    Creo que el problema principal de esto es el costo de los disco, aunque el señor de la “Feria el Disco” crea que los consumidores exageran su excusa sobre que los precios no son accesibles, creo que hasta ahora es la principal razón por la cual no se compran los discos ¿Por qué en otros productos si nos atrevemos a comprar y probar solo por que el diseño exterior nos parece interesante? Es claro que quizás el mercado de productos diferentes no se puede comparar totalmente, pero esta claro que si el diseño puede influir en la compra de este.
    El diseño sí es algo importante para el comprador pues a la hora de adquirir una edición limitada sí esta dispuesto a pagar un valor mayor.

    Quizás en Chile este rubro no ha sido explotado y es por esta razón que la piratería es tan fuerte. Creo que esta investigación es muy interesante pues es un área no investigada totalmente en Chile, lo cual motiva a investigar más y aportar, junto con dar datos interesantes como lo sucedido con el sello Putumayo.La metodología utilizada es muy clara y ordenada, aunque quisiera agregar que la investigación podría haber ahondado más en los problemas de las campañas contra la piratería, pues también es parte de nuestra área de trabajo.

  2. whatislovers Says:

    La piratería es uno de los negocios más visiblemente rentables, en lo que a mi respecta. Basta pasar por una calle transitada o ir a una feria libre para encontrarse con ella de una forma elaborada, o bajar un software para tener acceso a todo tipo de información.

    Como futura diseñadora, por lo menos soy culpable de crackear programas, por que de ningún otro modo podría conseguirlos. Seamos realistas, la licencia de la Adobe Creative Suite cuesta un ojo de la cara y es una mínima parte de todas las licencias que tendría que conseguir para poder estudiar.

    Esta bien, el trabajo, los recursos generan estos precios que nos parecen estratosféricos, y que si fuese estrictamente necesario pagarlos, muy poca gente podría estudiar diseño, o tener acceso a los software que utiliza cualquier profesional, y con esto quiero dar una opinión un poco polémica, pero yo creo que la difusión acelerada de la cultura que enfrentamos hoy, se lo debemos a la piratería, ya que sin ella todo sería mucho más lento (la calidad es otra cosa), la educación sería muy limitada si los alumnos no pudiesemos utilizar estás herramientas, y para muchos el estudiar sería imposible.

    Ahora bien en lo que atañe a la discografía, creo que parte primero por los principales usuarios de la música, los jóvenes, y con esto no quiero decir que somos los que más consumimos música, pero la gran mayoría de los gustos musicales parten en edades tempranas y lamentablemente los más fanáticos es gente que no trabaja, no percibe sueldo, y que ahora tiene acceso a internet y puede financiarse una pila de cd’s virgenes por el precio de un cd original, con eso no hay competencia que valga.

    ¿Es algo nuevo?, no lo creo. Antes se copiaba de la radio, de un cassette de algún amigo, etc. Sólo que ahora los medios y recursos han hecho florecer esto de una manera más rápida.

    ¿Por qué nos sorprende aún?, no lo tengo muy claro. Imagine que ni siquiera los programas de t.v. son cosas originales, quizás lo copiones nos viene por naturaleza y el ahorro, especialmente en tiempos de crisis será inevitable.

    ¿Qué podemos hacer?, hacer como Hello Kitty, hacer un llamado a la nostalgia y empezar a reeditar elementos ya existentes para los ahora adultos con ingresos (como se mencionaba en el texto). O simplemente aceptar que este ya no es el camino, he inventar uno nuevo.

    Hay que aceptar que la piratería produce menos contaminación, por que nos ahorramos el papel, las cajitas, y el espacio físico.

    Estamos frente a un cambio, podemos nadar contra la corriente o aprovecharla.

    Rocio Verdejo C.

  3. Camila Moraga Says:

    Se podría decir que la Piratería se ve mucho más desfavorecida que los sellos discográficos ya que, ¡no posee instalaciones de venta!; por lo general uno se arriesga que le roben, o te encuentras encajonada revisando una enorme cantidad de discos; en definitiva cero comodidad, tranquilidad y claramente un alto peligro, pero ¿Por qué la gente prefiere encontrarse en esas instancias de compra en lugar de ir a un Local, revisar tranquilamente CDs, poder hasta revisar la música?, existe algo más allá, mi impresión es que no solamente la clara diferencia del Precio juega un rol importante, es claro que la Piratería a desarrollado todo un sistema estratégico de venta aprovechándose de estas Pseudo dificultades de Venta ¿Cómo funcionará este sistema?, ¿Cuáles son sus herramientas de persuasión al consumidor?, ¿Tendrá algo que ver el tipo de consumidor, sus características, y su medio ambiente, el claro mundo acelerado en el que nos encontramos y en el cual queremos obtener todo inmediatamente?, ¿Será esta quizás la solución?, analizar a la competencia a mi juicio, es uno de los puntos no desarrollados y que podría claramente ayudar a un mayor entendimiento del porqué Ya el simple diseño de las carátulas no atrae a los consumidores, Quizás establecer un nuevo diseño del sistema de venta favorecería a las disqueras y claramente al diseño.

  4. scaracuel Says:

    En el mundo de hoy, la música es fundamental e indispensable en la vida diaria de casi todas las personas; con la aparición de los nuevos formatos de música y distribución de estos en la web, ya sea por medios regulares o piratas, se ha perdido la importancia del producto tangible lo q en cierta forma claramente ha depreciado la importancia que tenían las carátulas de los CD, casete, discos, etc.…

    La investigación de diseño propuesta y realizada por Pamela Zapata y Álvaro Cabello tiene una buena propuesta en relación al rol del diseñador para entregar un plus al producto mediante la grafica, pero claramente esta dirigida los amantes de la música (melómanos) quienes más disfrutarían con estos objetos casi de culto, lo que si garantizaría una buena recepción pero no una masividad en cuanto a las ventas.

    Hay que destacar y no menospreciar las carátulas de los discos durante la historia nacional y mundial, ya que muchas de ellas han marcado historias y épocas muy importantes plasmadas de revolución y cambios. En la actualidad carátulas antiguas y originales son consideradas objetos muy preciados que podrían transarse en el mercado a altos precios, lo que confirma la teoría expuesta en esta investigación que muchas veces la calidad de la música conjugada con una potente carátula le da un sello inigualable a la pieza, lo que en la actualidad urge por encontrara debido a la perdida de valor q han tenido los objetos tangibles mediante los nuevos formatos de música.

  5. Pedro Mora Says:

    El tema lo encuentro inspirador e interesante. Lo que no me quedó claro es que si bien se determinan las diferencias del consumidor ocupado de no sólo comprar un disco sino también un objeto de diseño, no se hace la diferencia en aquellos aspectos que están trascendiendo de la música misma y todo su proceso productivo. Lo que desprendemos de esto es que según las fuentes de la investigación anteriormente leída complementan su preocupación entre el arte del disco y el disco mismo, pero no señala (o al menos no lo entendí así) si el arte es esencial en la decisión de compra y en el fondo no se están llevando la caja bien presentada en desmedro del contenido y todo lo que éste comunica. El diseño es fundamental, pero no opaca con su presentación la intención del arte del disco, esto es, configurar nuevos lenguajes para transmitir o complementar los conceptos de la obra. Si se invierte en diseño es por la elemental razón de que es necesario complementar o rebatir con el arte el mensaje (o no mensaje) que busca decir el autor.
    La piratería y diseño de discos, a eso voy; Muy de acuerdo con las conclusiones pero solo en el plano de la compra de discos. Si se prefiere contener la música pirateada en desmedro de no tener acceso al diseño (hablando solo de diseño impreso, por que aun así se puede obtener acceso al arte de manera digital, basta buscar e imprimir) pero el diseño no hace de herramienta poderosa, ni esencial. Un ejemplo concreto: es conocido el hecho de que se saquen ediciones y re-ediciones especiales de discos, configurados con nuevo material y packs de lujo precisamente para eso: incentivar el consumo fidelizado y sin piratería. El mercado entonces toma medidas al respecto y muta; se tiene acceso a la música via internet descargable pero con nuevas formas de comercialización donde se suprime la disqueria física y se tiene el acceso real como consumido nunca antes imaginado (el caso Radiohead con In Rainbows, el caso NIN con The Slip, incluso Chile con el grupo Papanegro y su Proyecto Siete) creando una tierra de nadie en términos de licencias y marcos legales. El diseño en estas instancias toma más relevancia por que trabaja de manera conjunta con el marketing; concluyendo que si cambia la forma de comercializar la música claro que va a cambiar la forma de contribuir del diseño. Esta nueva forma de comercialización da para un tema mucho más extenso.

Leave a Reply

You must be logged in to post a comment.

  • Información

  • Categorías

  • Etiquetas

  • Comentarios recientes

  •  

    Seminario de Diseño Gráfico — Hamuy — Investigaciones is proudly powered by WordPress
    Entries (RSS) and Comments (RSS).